viernes, 13 de febrero de 2015

Reseña histórica de las parroquias, iglesias y ermitas de Benavente - San Bartolomé

Lugar donde estuvo situada la puerta de Santiago, entrada principal a la Fortaleza
Iglesia / advocación: San Bartolomé.
Otras denominaciones: Sin datos.
Categoría: Parroquia.
Localización: Frente a la puerta de Santiago, entrada principal de la Fortaleza.
Patronato / presentación: Presentación de los herederos "de los Coroneles".
Fundación: Sin datos.
Primera mención documental: 1293.
Desaparición: Derribada hacia 1447 y agregada al Hospital de la Piedad en 1523.
Cofradías y capellanías: Cofradía de San Bartolomé.

La iglesia de San Bartolomé se encontraba al sur de la Fortaleza, muy próxima a la puerta de Santiago. Sobre esta cuestión la mayoría de los autores están de acuerdo, incluyendo a Ledo del Pozo que la sitúa "frente a la puerta de Santiago, en la Mota".
Su condición parroquial solamente se constata durante un periodo pequeño de tiempo, aunque por su antigüedad se podría pensar que fue una de las primitivas parroquias de la villa. La primera mención documental que hemos localizado es del año 1293, cuando se menciona una viña perteneciente a esta iglesia en un documento del monasterio de Santa María de la Vega.
En el inventario de parroquias del obispo de Oviedo Gutierre de Toledo (1377-1389) se incluye este templo en el arciprestazgo de Benavente, con sus derechos de presentación y la partición de los diezmos:

"San Bartolomone, húsanla a presentar herederos de los Coroneles. Es capellán Lope Goncález. En esta eglesia ha dos capellanías: la una ajuntó el obispo don Sancho a la capellanía, la otra tien encomienda el capellán. Los diezmos pártense en esta manera: el obispo lieva et terçio de pan e vino e lino e ajos e çebollas e los otros dos terçios lieva el capellán con el manual. Paga de procuraçión [...] mrs.".

En el libro de actas del Concejo de 1434, San Bartolomé no figura como una de las diez parroquias benaventanas que contribuyen al segundo y tercer repartimientos del pedido real del año 1433.
Fue una de las tres iglesias, junto con Santa María de Ventosa y San Julián, derribadas hacia 1447 por el tercer conde de Benavente, Alfonso Pimentel (1440-1459), para la mejor defensa de la villa y su castillo. En una carta de 1516 se dice de estas iglesias "que heran sitas e asentadas en la mota que agora se dise de la fortaleza e enrrededor de la casa e fortaleza que agora es de los estados desta casa las quales paresçio que se derrocaron por que la dicha casa e fortaleza estoviese e fuese mas fuerte e estoviese mas libre".
En el año 1523 San Bartolomé y San Julián fueron agregadas al Hospital de la Piedad, por bula concedida por el Papa Clemente VII. De ello hay registro en en el Libro Becerro del Hospital: “La bulla que de la anexión, unió e yncorporación hecha a este Hospital de las yglesias de San Bartholomé y San Julián de esta villa de Benavente, con sus frutos y rentas del patronato de los señores condes de Benavente, se expidió por santidad de Clemente VII en Roma a 6 de diciembre de 1523, primero de su pontificado. A espaldas de dicha bulla están las posesiones que dichas yglesias se dieron a Barco de Losada administrados que fue deste Hospital por Juan de Ribera clérigo en 20 de abril de 1525 por ante Bernardo de Barriales escribano y notario público".
Esta anexión significó la incorporación de los bienes y propiedades de la iglesia. En 1532 se alude a alguna de estas fincas en un pleito en el que Tristán de Espinosa pide que Cristóbal García, contador de Santa María del Azogue, le devuelva una tierra que tenía lindera con una que era de la capilla de San Bartolomé, y que tomó para su uso sin tener derechos ni títulos para ello.
En el siglo XVIII se mantenía el recuerdo de ubicación, pero no tanto de su naturaleza pues se habla indistintamente de iglesia, capilla y ermita. De 1714 hay un acta de reunión de la Cofradía de San Bartolomé en la que se da cuenta de como Manuel López desea aforar una parte del terreno situado en el lugar donde estuvo la iglesia o ermita de San Bartolomé: "un pedazo de tránsito del territorio que dicha cofradía tiene donde antiguamente estaba la iglesia o ermita de San Bartolomé, propia de dicha cofradía, que es frontero de los cubos de la fortaleza que llaman del señor Santiago, arrimado al camino que baja a Zamora, a la iglesia del señor Santiago a mano izquierda".
En el Diccionario de Madoz ya no se hace mención de nuestro templo, ni siquiera como una de las iglesias arruinadas de las que se mantenía la memoria de su existencia o ubicación.

No hay comentarios: